Bruc: Sueño que estoy pariendo…

Naixement a casa amb Néixer a Casa.

Una madre luchadora con un gran deseo de conseguir parir vaginalmente a su tercer hijo.

Os cuento su historia: ella es una mujer fuerte, su pelvis es muy espaciosa, y hace bebés grandes. El primero se lo indujeron por sospecha bebé grande a las 37 semanas, fue cesárea por falta de progresión y pesó 4 kg. El segundo le programaron la cesárea por que también venía grande (pesó 4470g. a la semana 39). Ella es diabética tipo 1 pero se sabe cuidar muy bien.

Decidimos que para ella la mejor opción sería acompañarla en una dilatación en casa e ir muy avanzada a parir al hospital.

Cambió de hospital buscando uno donde le dieran la opción de parir vaginalmente después de 2 cesáreas e hizo el seguimiento allí. Ella informó de su deseo y le dijeron que la ayudarían a conseguirlo, aunque a medida que se acercaba el final le avisaban que como no le inducirían el parto de ninguna de las maneras, no le dejarían pasar de las 40 semanas. Cada visita una prueba y un por favor confíad en mí.

Imaginaros la carga emocional de miedos y la fe en sí misma mermada de esta madre. Por eso el día que se puso de parto a las 40 semanas la oxitocina no le fluía de forma fácil: Estuvo dos días previos de fase latente y muchas horas con contracciones que no acababan de ser frecuentes y eficaces. En casa el parto se estancó a 7cm. y no progresaba más. Había que ir ya al hospital, era necesario administrar oxitocina sintética endovenosa para conseguir buenas contracciones y terminar de dilatar y parir. Pero en el hospital desestimaron esta opción totalmente y Bruc tuvo que nacer mediante cesárea por falta de opciones.

Es un bebé precioso que ha pesado 4370gr. Sus padres tienen un sentimiento agridulce, lo han luchado y dado todo para conseguirlo y tienen en los brazos un niño muy querido, también por sus otros dos hijos, pero no ha podido ser. La recuperación de la cesárea ha sido muy buena y la lactancia exitosa e indolora pero ella explica que de noche cuando duerme sueña que está pariendo…

 

Si quieres conocer más historias de parto en casa como esta, te invito a leerlas.

Share this Post: